Por:

Todos en algún momento de la vida llegamos a cuestionar nuestras acciones y logros con la incertidumbre de saber si estamos haciendo lo correcto o estamos fallando. Este tipo de sensación se presenta en personas que tienen miedo a ser expuestas como un fraude, sin importar que los hechos demuestren la gran capacidad e inteligencia que tiene el individuo.
El síndrome del impostor, también conocido como el síndrome del fraude, es un patrón psicológico en el que “siete de cada diez personas lo han sufrido alguna vez” asegura la doctora Valerie Young, experta reconocida internacionalmente en el estudio del síndrome del impostor, en uno de sus artículos sobre el tema.
Un impostor es conocido como una persona que finge ser alguien que no es para lograr un objetivo. A diferencia de las personas con síndrome del impostor, quienes piensan que el éxito que han conseguido hasta el momento es solo por suerte y así mismo se sienten como un fraude. Algunos investigadores indican que este pensamiento esta ligado a categorizar lo que hemos hecho en la infancia, es decir, cuando de tres hermanos uno es el inteligente, el otro es el malgeniado, y otro el sensible. Esto ocasiona que sintamos que solo somos buenos para una cosa en específico. También se ocasiona cuando nuestros padres nos apoyan tanto cuando niños que creemos que hacemos todo perfecto, hasta que somos adultos y nos enfrentamos a la realidad.
Por esta razón, este síndrome ha logrado afectar a jóvenes y adultos que se cuestionan a diario sobre qué tan bueno son en lo que hacen, sin embargo, hay puntos muy importantes para poder combatir ese pensamiento de no asimilar sus logros. Además, cabe aclarar que esta enfermedad no se puede comparar con la baja autoestima, falta de confianza o de amor propio. Así que comparto 5 consejos para que logremos combatir este síndrome psicológico y cumplamos nuestros objetivos sin miedo a sentirnos menos que nadie, la vida es un aprendizaje y TODOS estamos en la capacidad de realizar y hacer cosas nuevas.
1. Reconocer las emociones del impostor tan pronto surgen: Como primera medida debemos estar al tanto de nuestros pensamientos, lograr identificarlo, poder relacionarlo y conocer a fondo la razón por la que surgió.
2. Redefine tus reacciones: No nos ataquemos con frases como “no merezco esto” “no se como lo logre” “no puedo hacerlo”; al contrario, fijémonos en lo que hemos logrado y de ahí lograremos cualquier otra cosa.
3. Sé amable contigo misma: Nadie más que nosotros mismos sabemos por lo que hemos pasado, recordemos que nadie es perfecto y que los errores que se cometen hacen parte del aprendizaje. Recompénsate y reconoce tus logros.
4. Busca apoyo: No esta mal necesitar el apoyo de algún familiar o amigo de confianza, es de sabios reconocer que necesitamos ayuda, en algunos momentos no podemos solos. Habla, podrás encontrar una solución.
5. Visualiza el éxito: Enfócate en el resultado, en lo que quieres lograr, cada paso sea bueno o malo hará que llegues con mas fuerza a lo que tanto deseas, solo necesitas creer en ti y crecer de los errores.

Leave a Reply