Por:

No te considero mía
pérfida golondrina,
eres carne deseada por el bohemio.

Evoco tu silueta en mis sueños,
tus ojos inundan mi desmoronada vida.
Tu sensualidad estremece el camino.
No te considero mía.

Me permito soñarte sin ser tuyo,
déjame sabotear los modales.
Déjame ser bálsamo en tu cuerpo.
No te considero mía

Leave a Reply