Por:

 

RITUAL CONTEMPORANEO 

 

La madre bendice a su hijo
-besa su frente-
El padre se fuma un cigarrillo
– ojea a la vecina-

Todos corren, corren y corren
El afán no tiene mediadores
Los carros vuelan, el sol se frena
Los tacones rechinan

El trancón espesa la mañana
Unos ríen, lloran, pelean
La prostituta ora por clientes
El ladrón idolatra su mercancía
El vendedor ofrece aleluyas.

Transmilenio hace de las suyas
Manos y pies prosaicos se juntan.

Bendición para el jubilado,
La hiel pasa por su espalda
Bendición a la guerra del centavo
Las monedas los volvió esclavos

Oración por los que llegan tarde
Futuros desempleados
Moralidad de día, tragedia de noche
Pasos afligidos, sombras perdidas
Bendigo el retorno al nido

Leave a Reply